EmprendedoresGestión EMPLegislación

¿Cuánto pagan los autónomos?

 

Esta es la clave que intentaremos resolver a lo largo de este artículo. Para comenzar, debemos contextualizar la situación en la que nos encontramos, la razón de ser de porqué preferimos crear nuestra propia empresa y no trabajar para otros. Una de las causas de plantearnos esto, y la más relevante, es la del paro.

Nos encontramos ante un 20,4 % de paro; como últimos datos registrados el pasado febrero, según el análisis de la Web de datosmacro.com. Una alarmante cifra que llevamos arrastrando desde que comenzó hace siete años la crisis que todavía nos acecha. Esta cifra es aún más escandalizadora si se es comparada con Alemania, la cual solamente tiene un 4,3 % de parados. Este, sería junto a Islandia con un 3,1 %, y Japón con un 3,3 %, de los países con menos desempleados. Si nos pasamos a la zona inglesa, veremos que Reino Unido se encuentra con un 5,1 % y Francia, con un 10,2 %, la mitad de cantidad de estos con respecto a España. Sudáfrica junto a España y Grecia, serían los tres países peores valorados a la hora de encontrar un trabajo, con 25 %, 20,4 %, 24,4 %, cada uno respectivamente. Esta es una situación que hace plantearnos apostar y crear nuestro propio empleo. Cada año esta es la opción que elige más gente.

En los últimos datos publicados por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social del Gobierno de España; que constan del 2015, la cifra de personas autónomas en nuestro país se encuentra en 1.959.613 de personas en total. Un dato que ha sufrido un ligero ascenso si la comparamos con la de los anteriores años. En 2014, el dato estaba en 1.945.548.

Pero la eterna pregunta viene ahora: ¿Cuánto cuesta hacerse autónomo? Esta es la cuestión que todos aquellos desempleados se hacen, para ver si finalmente se deciden a cumplir ese sueño o proyecto que han tenido desde siempre, y ya que estamos, qué mejor que ser tu propio jefe, que es en lo que consiste ser autónomo. Para ello hay que cumplir una serie de requisitos:

  1. Ser mayor de edad, o si eres menor debes estar emancipado.
  2. Uno se tiene que dar de alta en la Seguridad Social.
  3. Darse de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos.
  4. Impuesto de Actividades Económicas.
  5. Libro de visitas.

En función de cada país el precio a pagar para emprender esta aventura difiere como podemos imaginar. En España, se han ido liberando poco a poco con el paso de los años barreras que impedían facilidades a estos empresarios (a partir de la entrada en vigor de la Ley de Apoyo a los Emprendedores en 2013). Pero a pesar de ello, todavía hay países europeos con mayores ventajas en cuanto a estos trámites. Nos vamos a centrar en España y su comparación con respecto a Francia, Alemania y Reino Unido.

Autónomos

 

¿Cuánto dinero necesitas para crear un negocio?

-Si es una sociedad limitada:

  1. En España: 3.005,06€
  2. En Francia: 1€
  3. En Alemania: 25.000€
  4. En Reino Unido: ni una sola libra

-Si es una sociedad anónima:

  1. En España: 60.101,21€
  2. En Francia: 37.000
  3. En Alemania: 50.000€
  4. En Reino Unido: 57.245€

empresarios

Una vez decidido el tipo de sociedad que queremos crear, nos tenemos que poner manos a la obra. Empezaremos relatando las pautas que hay que seguir para hacerlo en España. Para ello, lo primero que has de saber es:

  • La base de cotización es una cantidad que calculará la Seguridad Social como la que deberás pagar al mes y la que será la futura pensión de jubilación. Tendrás que decidir dicha base (la mínima está a 884,4€ al mes y la máxima en 3.606 € al mes), y en función de eso dependerá tu cuota mensual. Esta te hará tener unos privilegios u otros en el futuro. Si escoges la mínima, tu cuota mensual será de 264€, en cambio, si es la máxima, serán 1.075€.  Esta asignación será la que cubra la baja por enfermedad común a partir del cuarto día que suceda. Esto subirá si le quieres incluir la baja por el fin de la actividad laboral, por enfermedad profesional, o por accidente laboral. Pero conseguir esto no será nada fácil, ya que debes haber cotizado 12 meses, dándote así 2 meses de prestación.  Esta cuota de la Seguridad Social bajaría, siendo la llamada tarifa plana (ley implantada desde 2013), que consiste en darte una rebaja durante 18 meses si eres mayor de 30 años, y 30 meses si eres menor de 30. En los primeros meses la cuota fija es de 50€.
  • A todo esto, no hay que olvidarse de los impuestos que deberá pagar a Hacienda (el Impuesto de Actividades Económicas, el IRPF, el IVA…). Una serie de impuestos que dependerá de lo que ganes, cuantos más beneficios se obtengan más alto será la cantidad de impuestos que tengas que pagar. En el tramo del año 2015-2016 se debe de pagar un 19,50 % si se gana hasta 12.450€ en el trimestre. Este porcentaje se aumenta a un 24,50 % si el intervalo está entre 12.450 y 20.200, si se llega a 35.200 es un 30,50 %. Si sobrepasa los 60.000 es un 3 8 %. Y de ahí en adelante, sería un 46%. A esto se le suma la retención del IRPF del 21 %. De todo lo facturado se debe de pagar el 21 % de lo declarado a Hacienda. Los nuevos autónomos, durante los tres primeros años, solo lo tendrán del 9%. (Se deberá presentar el modelo 130 y 131 en función del IRPF que tenga cada uno).
emprendedor

 

En otros países de Europa esto es otro cantar, ya sea a nivel burocrático, como a nivel de desembolso.

-En Francia se rellena un formulario, que también se puede hacer a través de Internet y es mucho más rápido y supone menos costes.

En cuanto a la facturación, el primer año como autónomo no se paga nada. Después, la cuota dependerá de la profesión que se tenga y los beneficios obtenidos. A partir de ese año, las obligaciones son las siguientes:

  • Las cotizaciones se pueden pagar mensualmente o trimestralmente. Tú decides, en España es de manera mensual.
  • El pago de la cuota difiere en función de lo que se cotiza: 12 % por ventas en actividades comerciales, 21,3 % por la venta de servicios, y 18,3 % en las profesiones liberales.

Y los derechos son los siguientes:

  • Asistencia sanitaria, jubilación, pensión de invalidez, de incapacidad temporal y de viudedad.

Además, hay una protección que permite salvar el patrimonio personal y familiar en caso de quiebra. A esto hay que añadirle, un aspecto novedoso que existe solamente en Francia. Hay una figura que se llama auto-entrepreneur, que es aquella que ampara a personas paradas que quieren iniciar y facturar laboralmente. Es una opción francesa que solamente existe allí, que le permite a uno no acogerse a grandes riesgos, a aquellos que quieren comenzar como emprendedor (empleos como por ejemplo dando clases particulares, cuidados a ancianos o niños…

mapa-En Alemania para registrarse hay que tener el pasaporte o carnet de identificación y pagar 20€ del registro. En comparación con España, el país germano ofrece más facilidades para hacer los trámites que el español:

Alemania tiene unos privilegios a diferencia de España que resaltan bastante:

  • Si se es menor de 30 años y no se factura más de 17.500€ al año, no se paga IVA, el llamado en Alemania, Umsatzsteuer. Si, por el contrario, cumples esa premisa, la declaración se hará mensualmente y no trimestral, como en nuestro país. Pero aquí no es todo color de rosa, ya que los impuestos son mayores en la tierra de Merkel con respecto a los nuestros. La ventaja española es que, a los menores de 30, pueden disminuirles la retención del IRPF hasta un 7 % y beneficiarse de los descuentos de la Seguridad Social.  Lo que en España sería un 18%, en Alemania sube al 19 %. El IRPF aquí sería el Lohnsteuer. Los certificados de estos pagos en nuestro país se darían junto a la declaración de la renta, en Alemania se pagarían anualmente, y se permite pagarlo en tres partes.
  • En cuanto a la cuota de la Seguridad Social se pagarían 140€ al mes, y un seguro obligatorio de salud de 200€, pero si no se llega a facturar los 1.700€ mensuales, se estaría exento de pagar los 140€. Con respecto a España, no difiere en gran cantidad este aspecto, ya que la base mínima, ronda como ya hemos explicado esa cifra.
  • Otra de las diferencias, es cuando sale la declaración a devolver: en España te la descuentan de las próximas declaraciones positivas, o te la devuelven al final del año, en Alemania te la ingresan directamente.
  • Por último, en cuanto al tema de fechas, el español tiene una fecha libre para emitir las facturas, no tiene por qué coincidir con la fecha de pago, en cambio, en Alemania hay que realizarlo en el momento de cobro, así se evitan los impagos.

-En Gran Bretaña:

  • A la hora de solicitar e ingresar el trámite autónomo en 24 horas se pone en marcha.
  • En cuanto al pago, hay una cuota fijada de Seguridad Social que está en los 13 y 58€, el cual se paga al final del ejercicio fiscal del año, en función de la facturación que se haya realizado
  • Y por último, no hay declaraciones trimestrales de IVA.

Reino Unido

Por tanto, después de esta información ¿pensáis que compensaría convertirse en autónomo en España, o quizá compense mudarse a Alemania para conseguir beneficio alguno?

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar